Finances

Mejor entendimiento de tu negocio.

By
Francisco Conde
on
March 9, 2020

No cabe ninguna duda que todos los empresarios y directores están consistentemente buscando la mejor estrategia para hacer crecer su negocio...

Mejor entendimiento de tu negocio

No cabe ninguna duda que todos los empresarios y directores están consistentemente buscando la mejor estrategia para hacer crecer su negocio y cubrir sus principales riesgos. Es natural: como seres humanos entendemos que lo que cosechemos siempre va a estar relacionado con lo que sembremos. Sabemos que mejores estrategias nos pueden hacer ganar más y que peores estrategias nos pueden llevar a la ruina. La pregunta entonces no es si debemos tener una estrategia, sino más bien: ¿Cómo podemos desarrollar una mejor estrategia?

 A esta pregunta se le han dado muchas vueltas y se ha escrito mucho al respecto. Hay quién te dice que te tienes que enfocar en los procesos, quién en la innovación, en el talento, etc. Todo el mundo vende su receta perfecta para generar la estrategia. Pero la realidad es que el mundo es complejo y cada situación es única, por lo que simplemente copiar una receta que le funcionó a otra persona no necesariamente significa que va a funcionar para ti. 

Esto nos lleva a tener que desarrollar nuestra propia estrategia nosotros mismos: tener que definir cómo es que pensamos competir, contra quién pensamos competir, cuándo y dónde; qué acciones vamos a tomar, en qué negocios vamos a invertir, de quién nos vamos a financiar, etc. Son realmente muchos los factores que se tienen que considerar para construir una buena estrategia. Sin embargo, en éste artículo vamos a hablar del más fundamental: entender mi negocio y la industria donde compito. 

Esto que menciono suena simple y es una de esas ideas tan desgastadas que ya no nos la tomamos tan en serio: para poder diseñar una buena estrategia necesito entender a mi negocio y a la industria en la que compito. La pregunta entonces es: ¿Cómo le hago para entender a mi negocio y a mi industria?

 Lo primero que tenemos que comprender son los procesos a través de los cuales generamos valor a nuestros clientes: nuestros procesos de ventas, de servicio al cliente, de producción y de operación, etc. Tenemos que entender toda la maquinaria interna de nuestro negocio desde el punto de vista de procesos, cada actividad clave y cada recurso clave. (Ver ilustración X)

 

El poder entender nuestro negocio desde una perspectiva de procesos es muy importante ya que nos da una visión clave de la cadena de generación de valor y sus aspectos más importantes. Sin embargo, nuestro entendimiento no puede parar ahí, ya que finalmente lo que se busca maximizar con dichos procesos es el valor que recibe el cliente y las ganancias monetarias que dichos procesos generan. Entonces no es una cuestión nada más de identificar cuáles son los principales procesos sino de tener la capacidad de traducirlos a cuantificaciones financieras de resultados. 

¿Cómo cuantificamos financieramente los procesos? Los financieros tenemos una herramienta que llamamos “Modelo financiero”. Esto es básicamente una serie de cálculos automatizados que nos permite traducir los procesos que la empresa hace a cómo se verían reflejados los resultados financieros. Es un tipo de “Estado de resultados” pero personalizado y con una visión mucho más operativa y administrativa. Hacemos sub-modelos por cada modelo de negocio y se ve, simplificado, de la siguiente forma: 

Para poder definir apropiadamente el modelo financiero de cada modelo de negocios tenemos que definir claramente las variables más importantes. Éste análisis lo hacemos por cada modelo de negocios hasta que podemos modelar el portafolio de modelo de negocios general: 

Cómo puedes observar, definimos entonces las principales variables de cada modelo de negocios y esto nos permite estimar financieramente el potencial de cada uno de ellos en lo individual. De esta manera logramos una visión general del impacto financiero en términos cuantitativos de lo que nuestros diferentes modelos de negocios tienen. 

Hacer este modelo es muy importante ya que con él, y un análisis de sensibilidad, es que podemos definir en general cuáles son los modelos de negocios más importantes para la compañía y, en lo específico, cuáles son las variables más claves del negocio para la generación de valor y los principales factores de riesgo. Esto nos brinda la mitad de la imagen que necesitamos para hacer estrategia: nos define cuáles son las principales prioridades estratégicas deforma interna. 

 El siguiente paso natural es complementar nuestro análisis con un análisis de la industria que nos permita conocer las principales ventajas y desventajas competitivas que tiene nuestro negocio contra el de la competencia. Para hacerlo se tienen que hacer básicamente dos pasos: primeramente se tiene que definir quién es precisamente la competencia, y, una vez bien definida, tenemos que hacer el mismo análisis pero para nuestra empresa. Este análisis es lo que nos permite tener un mejor entendimiento sobre nuestras ventajas y desventajas competitivas. 

 Como podrás observar, “entender nuestro negocio y a la competencia” comienza por un análisis cualitativo que seguramente la mayoría de ustedes lleva a cabo. Sin embargo, también te podrás dar cuenta que para verdaderamente comprender el negocio y el de la competencia se debe de modelar financieramente el impacto. 

 Llevara cabo este proceso requiere de mucho conocimiento financiero y de negocios, experiencia modelando activos, y, sobre todo, tiempo. Se requiere de un gran esfuerzo no solamente para hacer un modelo financiero sino un modelo que refleje adecuadamente el mercado y que sirva para tomar mejores decisiones. 

 En Evidika nos hemos dado cuenta de la necesidad que las empresas mexicanas tienen de este servicio. La gran mayoría reconoce el valor que “entender a su negocio y a su industria” tiene para su éxito empresarial. Sin embargo, no tienen el conocimiento, experiencia o tiempo para hacerlo. Es por eso que hemos desarrollado un servicio que se dedica a satisfacer esta necesidad: el servicio de Modelación y Valuación empresarial. 

 Si crees que tu empresa requiere de éste tipo de procesos para mejorar sus operaciones y pasar a la siguiente etapa de crecimiento, agenda una llamada con nosotros. En 10 minutos te haremos unas preguntas claves para entender mejor tu situación y explicarte específicamente cómo es que nuestro servicio te puede ayudar a cumplir tus objetivos. 

 

También te incentivamos a visitar la página del servicio y descubrir más contenido de calidad. 

Para aprender más de este y otros servicios, visita nuestra página.