Finances

Mejor entendimiento de tu valor y sus razones

By
César Vázquez
on
March 9, 2020

Calcular el valor de un negocio desde una perspectiva financiera implica estimar los flujos de efectivo que es más probable que el negocio...

Calcular el valor de un negocio desde una perspectiva financiera implica estimar los flujos de efectivo que es más probable que el negocio genere en el futuro. Este proceso consiste en entender los modelos de negocios con los que la empresa cuenta, la industria en la que compite y sus procesos claves para entonces buscar evidencia sobre cómo es más probable que se comporten todos ellos en el mediano y largo plazo. Es un proceso complejo que busca sintetizaren un número el futuro potencial de la compañía; llevarlo a cabo de manera adecuada requiere de mucha experiencia financiera y tiempo.

Las principales razones por las que las corporaciones valúan consistentemente a sus empresas son tres: les permite negociar mejor con terceros, les permite tomar mejores decisiones y les permite diseñar mejores estrategias.

Conocer el valor de una compañía es fundamental a la hora de negociar financiamiento externo, ya sea en términos de deuda o de ventas de acciones. En el caso de la deuda, conocer cuánto valemos y por qué lo valemos nos permite negociar mejores términos en cuanto a las tasas y las garantías que tomamos, ya que dichos términos dependen en la mayoría de los casos de la solidez y el nivel de institucionalización de las empresas.

En el caso de las acciones es intuitivo: mientras mejor sabemos cuánto es que vale un negocio y porqué lo vale, tendremos mucha más claridad para negociar. En primer lugar, nos va a permitir saber cuánto es que vale el negocio en el peor de los escenarios y los principales contra argumentos sobre porqué dicho escenario no se va a materializar (Ver ilustración A punto (1). Después, nos va a permitir saber cuál es el valor más probable de la compañía y cuáles son los principales argumentos que lo sustentan (Ilustración A punto (2)). Finalmente, nos va a permitir saber cuál es el máximo potencial de la compañía así como los principales factores en que se basa este valor (Ilustración A punto (3)).

Ilustración A.

Saber cuánto valemos también nos permite tomar mejores decisiones ya que los nuevos proyectos se deben analizar de forma marginal. Esto quiere decir que siempre debemos medir el valor que un nuevo proyecto va a generar contra el valor que la empresa ya tiene actualmente: un proyecto que genera 1 millón de dólares de ganancias puede ser mucho si somos una empresa que vale 2 millones de dólares o muy poco si somos una empresa que vale 500 millones de dólares.

La última razón, pero la más importante desde nuestra perspectiva, es que saber cuánto vale una empresa y por qué nos va a permitir desarrollar mejores estrategias. Para poder valuar una compañía se tienen que identificar las principales variables que generan valor y las principales que generan riesgo: una vez identificadas, son estas variables sobre las cuales se deben de desarrollar mejores estrategias que potencialicen las que generen valor y que cubran lasque generen riesgos. Como Warren Buffet, uno de los inversionistas más exitosos de todos los tiempos, ha dicho: el verdadero valor de valuar un negocio no se encuentra en el número final, sino en el conocimiento sobre el negocio que generamos en el proceso. Al final del día, el conocimiento es poder.

Aunque valuar una empresa sea una herramienta tan fundamental para negociar con terceros, tomar mejores decisiones y diseñar mejores estrategias de inversión, la gran mayoría de las empresas mexicanas no lleva a cabo este proceso de forma consistente. Las razones principales son la falta de conocimiento, el tiempo y proveedores de buena calidad.

Existen directivos cuyas habilidades y conocimientos radican en identificar y aprovechar oportunidades en el mercado, pero no en temas financieros profundos, por lo que no pueden llevar a cabo estas actividades. Existen otros que tienen la formación y el know-how pero no tienen el tiempo para realizar estos procesos. Es por esto es que la mayoría simplemente decide no utilizar estas herramientas. Lo que es peor es que los que si buscan opciones externas, terminan trabajando con “banqueros” (que no son mucho más que vendedores y de financieros tienen poco) o con “académicos”(que en teoría saben mucho pero nunca han llevado sus conocimientos a la práctica ni saben lo que los empresarios realmente necesitan).

Es por éstas razones que en Evidika hemos desarrollado un servicio para atender esta necesidad del mercado. Desde hace más de 7 años hemos valuado empresas de todo el mundo en múltiples industrias y hemos invertido en dichas empresas. Tenemos uno de los equipos de valuación más sofisticados de México y creemos que a través de éste servicio podemos potencializar a las empresas mexicanas para que éstas a su vez generen bienestar social.

Si crees que tu empresa requiere de éste tipo de procesos para mejorar sus operaciones y pasar a la siguiente etapa decrecimiento, agenda una llamada con nosotros. En 10 minutos te haremos unas preguntas claves para entender mejor tu situación y explicarte específicamente a ti cómo es que nuestro servicio te puede ayudar a cumplir tus objetivos.

También te recomendamos visitar la página del servicio para descubrir más contenido de calidad.

Para aprender más de este y otros servicios, visita nuestra página.